La empresa frutícola que reduce su factura hasta en un 30% con su instalación de autoconsumo solar

La instalación -informa Sofos- consigue generar el elevado consumo que requieren las cámaras de fruta y el resto de procesos de producción de la cadena: “en ningún caso hay necesidad de realizar venta de excedentes a la red eléctrica, y se aprovecha el 100% de la producción energética”. Así -continúa Sofos-, “en las horas de mayor producción, genera un ahorro de hasta el 30% de la energía que exige el funcionamiento de este tipo de actividad”. Cinca Group cuenta con una extensión de cerca de 2.000 hectáreas donde produce hasta 15.000 toneladas de diferentes variedades de fruta. En el marco de una apuesta amplia por la sostenibilidad -apuntan desde Sofos-, Cinca Group está desarrolando actualmente técnicas de cultivo responsable y proyectos de cría de aves esteparias, creación de zonas húmedas; así mismo, colabora con asociaciones de defensa de la fauna y el paisaje, entre otros.

Manuel Raventós Raventós, director general de Cinca Group: “la energía solar constituye, a estas alturas, una gran oportunidad, porque asegura una doble sostenibilidad, tanto empresarial como por el cuidado de nuestro ecosistema. Las placas quedarán amortizadas en poco más de 5 años. Ahora funcionamos con una potencia de 100 kilovatios, que garantizan el total del consumo de las cámaras frigoríficas durante el invierno, y estamos preparados para ampliarla hasta los 350 kilovatios”

Sofos adelanta por otro lado que está trabajando ahora mismo en otros tres proyectos vinculados a la industria agroalimentaria. Un ejemplo -explican desde la ingeniería catalana- es la megainstalación, de un megavatio y medio, que está poniendo en marcha “en una importante firma comercializadora de jamones en la provincia de Salamanca”.

Fuente. www.energias-renovables.com

Share

×